Estamos avanzando hacia un récord de sarampión de 25 años